El obispo reclama una peregrinación jubilar de «purificación y reconciliación» ante la actual «crisis de fe»

El obispo de Huelva, José Vilaplana Blasco, ha hecho este miércoles un llamamiento a los rocieros para que vivan la peregrinación jubilar como un camino de «purificación y reconciliación» ante la «crisis de fe que vive nuestro mundo y que nos afecta todos».

En un mensaje dirigido a los rocieros con motivo del Año Jubilar Mariano de Nuestra Señora del Rocío, que se iniciará el próximo 8 de junio, Vilaplana ha recordado que el Papa Francisco lo concedió por el Centenario de la Coronación canónica de la Virgen del Rocío, según ha informado la Diócesis de Huelva en un comunicado.

Bajo el lema ‘Reina del Rocío: caminar con María hacia Cristo y tiene como lema’, el obispo ha reflexionado acerca del camino que este miércoles inician los peregrinos onubenses a quienes les ha invitado a realizar un camino de «recuperación» para «tomar conciencia de nuestros errores y de nuestras miserias, pero también de la misericordia de Dios que nos perdona siempre y nos da la oportunidad de nacer de nuevo».

Igualmente, ha hecho un llamamiento para vivir una peregrinación jubilar como un camino de «reconciliación con los hermanos». Al hilo, ha insistido en que el Año Jubilar es una «llamada a reconstruir nuestras relaciones humanas de acuerdo con el plan de Dios sobre nosotros: hacer de la humanidad una auténtica familia reconciliada en el amor fraterno y en la paz, compartiendo los dones que Dios nos ha regalado a todos para que vivamos en las alegría».

Finalmente, Vilaplana ha reclamado «hacer el camino con la Virgen María» y siendo «conscientes de la crisis de fe que vive nuestro mundo y que nos afecta a todos». Así, ha lamentado que la sociedad vive «una profunda crisis de individualismo, que nos lleva a la indiferencia hacia nuestros hermanos y a olvidarnos de la dimensión comunitaria de nuestra fe».

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: